Tag: Los Idus de Marzo

teatro_al_cine3_collage

[Reportaje] Del teatro al cine: las mejores adaptaciones

Este mes se ha estrenado la nueva obra de George Clooney como director: Los idus de marzo. Esta película está protagonizada por Ryan Gosling, al que hemos visto recientemente en Drive (Nicolas Winding Refn). La película versa sobre  Stephen Meyers (Ryan Gosling), un joven que empieza a trabajar como director de comunicación y asesor de campaña para Mike Morris (George Clooney), el candidato por el partido demócrata en Pensilvania. La película está basada en la obra de teatro Farraguth North, del dramaturgo Beau Willimon. Es por ello que en este reportaje hemos decidido hacer un repaso por las mejores adaptaciones al cine de obras teatrales.

Para adentrarnos mejor en ellas es necesario mencionar lo ocurrido a mediados de los años 50 en Hollywood. Una nueva generación de directores llegó a los estudios para darle al cine un enfoque más realista. Todos ellos se habían formado en la televisión, por lo que su técnica distaba mucho de la de las grandes productoras. El cine americano madura en esta época y, en detrimento del cine más espectacular, se adentra y apuesta por temas más serios. Además, el teatro americano de esta época era mucho más rompedor, por lo que se empiezan a adaptar múltiples obras de teatro al cine.

Una de las películas más significativas es 12 hombres sin piedad, de 1957, que supuso el debut cinematográfico de Sidney Lumet. Basada en una obra de teatro de Reginald Rose, en la cual un muchacho es acusado de haber matado a su padre. El espectador acompañará al jurado popular que se dispone a deliberar durante todo el proceso hasta la sentencia final. Todo un alarde en el que Sidney Lumet demuestra cómo es capaz de mantenernos en tensión durante todo el metraje únicamente con un escenario y 12 actores (entre los que se encuentra Henry Fonda). Un clásico imprescindible en la historia del cine.

Sin duda un dramaturgo a destacar es Tennessee Williams. Su primera obra llevada a la gran pantalla fue Un tranvía llamado deseo, dirigida por Elia Kazan en 1951 y que contaba con dos protagonistas de la talla de Marlon Brando y Vivien Leigh. La película obtuvo 12 candidaturas a los Oscars, alzándose finalmente con 4 de ellos, entre los que se encuentra el de Mejor Actriz Protagonista. Más tarde vendría La gata sobre el tejado de zinc caliente (Richard Brooks, 1958), con Elizabeth Taylor y Paul Newman. Esta película desgrana poco a poco con un guión de admirable maestría todos los engranajes que se dan en una familia al morir su patriarca y todos los problemas enterrados del matrimonio protagonista irán saliendo a la luz conforme la trama avanza. Otro título imprescindible del cine. En 1959, el gran Joseph L. Mankiewicz dirigió De repente el último verano, en la que vuelve a aparecer Elizabeth Taylor junto con Katharine Hepburn y Montgomery Clift. Y a finales de los 60 Richard Brooks vuelve a trabajar con Paul Newman en una obra de Tennessee llamada Dulce pájaro de juventud.

Otro autor del que también se han hecho numerosas adaptaciones y al que no podemos ignorar es el mismísimo William Shakespeare. En 1953 Joseph L. Mankiewicz llevó al cine Julio César, con Marlon Brando en el papel de Marco Antonio. Una de sus obras más emblemáticas como lo es Macbeth ha sido adaptada varias veces por grandes directores: Orson Welles en 1948 (y también protagonizada por él), Akira Kurosawa en 1957 (cambiando el título por Trono de sangre) o Roman Polanski en 1971. Kurosawa abordó de nuevo al dramaturgo británico en su película Ran, basada en la tragedia El rey Lear. Orson Welles también lo hizo en 1965 con Campanadas a medianoche. Esta cinta está inspirada, no en una sola obra de Shakespeare, sino en varias, cuyo protagonista es Sir John Falstaff, interpretado también por Welles. En 1999 vuelve a llevarse Shakespeare al cine de la mano de Michael Hoffman con El sueño de una noche de verano.

Actualidad, Noticias de cine, Reportajes, , , , , , , , , , , ,
idus_marzoportada_nosologeeks

[Crítica] Los Idus de Marzo

Al más puro estilo Barack Obama, George Clooney se inspira en el actual presidente de los Estados Unidos para traernos una película escrita, dirigida y protagonizada por él sobre las intrigas casi palaciegas que nacen del desarrollo de una campaña electoral.

Con una dirección artística en la que destaca el amplio presupuesto para cartelería electoral, Clooney se pone detrás de las cámaras tres años después de aquella debacle titulada Ella Es El Partido para ofrecernos una película que bebe directamente de la intriga política. Se ve que Clooney observó demasiadas cosas cuando participó en la campaña a favor de la presidencia de Obama y decidió inspirarse en la obra teatral de Beau Willimon, excelente por otro lado, para ofrecer una de las cintas más correctamente dirigidas del año.

Resulta llamativo el hecho de que cada elemento que aparece en los discursos, los centros de campaña o las apariciones televisivas del gobernador Mike Morris, al que encarna Clooney, recuerdan sobremanera a la campaña del actual presidente norteamericano. Incluso la propaganda electoral tiene un sospechoso parecido que, en ocasiones, llega a rozar el tedio. Clooney no posee la originalidad y la frescura que debería y se limita a contar una historia situada en un tiempo presente con elementos que todos ya conocemos. Sin embargo, los pocos escrúpulos demostrados por un político con excesivas ansias de poder ayudan a relacionar la película aún más con la plena y más rabiosa actualidad.

Quizás, y por la increíble sugestión que ofrece el título, Los Idus de Marzo tendría que haber ahondado mucho más en una historia que desembocase en un final más dado a la moraleja que a la simple idea de corrupción política mundialmente conocida. La película no posee la capacidad de denuncia que se le presupone a un actor comprometido con varias causas políticas y humanitarias. Un par de frases sueltas en contra de Irak, inexorablemente unidas a la existencia de un presidente republicano en la película malo malísimo y contra el que hay que luchar.

George Clooney no es el protagonista directo en el metraje pero sabe jugar muy bien sus cartas. Todas las situaciones narradas en la película están relacionadas con su persona. No pasa ni una sola secuencia en la que no haya una acción – reacción que tenga que ver con su personaje. Incluso alguna escena de sexo se ve interrumpida por un discurso televisado del candidato demócrata al que recrea con corrección y maestría un Clooney demasiado inspirado.

Quizás el punto fuerte de la película sean las interpretaciones de todos los demás actores que forman el elenco protagonista. Todos ellos llenan sus respectivos guiones de una credibilidad ampliamente necesaria para una película tan tramposa como esta intriga política. En este tipo de cine se nos miente igual que en las campañas electorales y es preciso que el espectador se crea que lo que está sucediendo es creíble. Es por eso que las interpretaciones de Ryan Gosling, el hombre del momento merecidamente calificado, Phillip Seymour Hoffman, Paul Giamatti, Marisa Tomei y Evan Rachel Wood son de lo más destacable de la película creando un ambiente teatral que recupera el espíritu de la obra de Willimon.

Puede ser la primera vez que una banda sonora se vea relegada a un segundo plano y más hablando del gran Alexandre Desplat. Pero cuando en otras situaciones, el espectador tiene que buscar otro tipo de concentración en la sala de cine cuando el metraje no le satisface. Sin embargo, lo interesante de la trama hace que los aspectos técnicos de la película se complementen unos con otros realzando la calidad de la cinta.

Los Idus de Marzo posee secuencias de un carácter narrativo brutal en las que no se dice ni una sola palabra. Quizás hay que comprender la totalidad de la narración para hallar esas pequeñas escenas que engrandecen una trama que resulta bastante interesante.

Lo Mejor:

- El reparto de la película, al completo.

- La irremediable relación entre el contenido de la película y la actualidad.

- Los discursos de Clooney, fiel reflejo de las mentiras de la política.

Lo Peor:

- Demasiadas referencias indirectas a la campaña de Obama.

- Algunas secuencias, perdidas en medio de una trama que no les corresponde.

Nota NSG: 60/100

Actualidad, Críticas de cine, Noticias de cine, , , , , , , , , , , ,
clooneydirectorportada_nosologeeks

[Reportaje] George Clooney, el narrador oculto

George Clooney saltó a la fama mundial gracias a su intervención en la mítica ficción televisiva Urgencias (E.R.). Su papel como Doug Ross emigró de la serie en la quinta temporada dando paso a una de las figuras cinematográficas más influyentes en la vida social y fílmica de los Estados Unidos. Allá donde esté Clooney será sinónimo de glamour, elegancia y galanura.

Sin embargo, el actor ha querido probar todas las mieles de Hollywood durante los últimos diez años. Su incursión en la dirección, la producción y la escritura le han llevado a desarrollar algunos proyectos que, con más o menos estilo, han servido para hacerle un hueco entre los creadores más destacados del último lustro.

Profesionalmente unido a Steven Soderbergh, al que dedicamos un reportaje la pasada semana, con la productora Section Eight Productions han puesto parte del presupuesto de películas como Ocean´s Eleven, Insomnio, Buenas Noches y Buena Suerte, Syriana o Michael Clayton, casualmente la mayoría de ellas protagonizadas por el propio Clooney.

El actor, al convertirse en director, decidió adoptar un estilo desenfadado que dio a sus primeras películas un aire diferente que bailaba entre la influencia que le daba su trabajo con Soderbergh como de sus admirados hermanos Coen. Sin embargo, y salvando las distancias, el cine de Clooney no posee un estilo concreto sobre el que haya que hacer un estudio analítico y una de sus mayores críticas ha sido la excesiva fijación de planos en su propia persona a lo largo del metraje, que le ha servido casi para ser tildado de ególatra.

Por definir el cine de George Clooney con varias puntos clave, distinguiremos en primer lugar su preocupación en ocasiones excesiva por el contenido del guión más que por la forma en que presenta esas líneas. Clooney sacrifica la forma en favor del fondo, algo que le ha llevado a ser calificado como un gran narrador de tramas. Esos metrajes se suelen contar de una manera sencilla y sin aspavientos, rodando unos planos que tienen reminiscencias de ciertas películas de la época clásica donde los efectos visuales y la dirección de arte son trasladadas a un segundo plano con el único fin de que el espectador no pierda ni un ápice de concentración ante lo que está contemplando.

Sin embargo, esa obsesión de George Clooney por la simpleza de la forma le ha llevado también a ser criticado por la indiferencia con la que algunos miembros de la crítica y sectores del público han recibido sus obras. La obsesión, casi teatral, por el guión que está trasladando a la gran pantalla ocasiona también dejadez por algo que el público valora sobremanera: el aspecto visual de la película.

No obstante, todas y cada una de las películas de George Clooney en su faceta creadora han sido concebidas junto con uno de los guionistas más frescos del nuevo cine hollywoodiense. Grant Heslov, que comenzó su carrera como actor en películas como Un Pueblo Llamado Dante´s Peak, Congo, Mentiras Arriesgadas o El Rey Escorpión. El cierre de Section Eight en 2009 llevó a Clooney y Heslov a fundar una productora en asociación, Smoke House, que comenzó su andadura con la producción de Ella Es El Partido.

Actualidad, Noticias de cine, Reportajes, , , , , , , , , , , , , ,
imprescindibles_2012_nosologeeks2

[Reportaje] Los estrenos más esperados de 2012

Aunque ya llevemos un mes de este año 2012, aún quedan 11 meses por delante plagados de estrenos de directores de renombre de todo el mundo. Aquí vamos a dar un repaso a cuáles van a ser los estrenos más importantes de este año para que los apuntes en tu agenda y no los pierdas de vista.

El primero a nombrar, por el simple hecho de cercanía en el tiempo, es War horse, que se estrena este viernes. La historia se desarrolla durante la I Guerra Mundial y cuenta los hechos desde el punto de vista de un caballo. Es la adaptación de la novela homónima de Michael Morpurgo. Aunque pueda parecer una película más entre la cartelera, es un título que convendría no perder de vista, ya que cuenta en la dirección con Steven Spielberg y ha obtenido 6 nominaciones a los Oscars incluyendo la de “Mejor película”.

Shame es una cinta inglesa que llega también este mes y que está protagonizada por el actor de moda y del que todo el mundo habla: el irlandés Michael Fassbender. Situada en Nueva York, retrata la inusual vida sexual de un joven que casi roza la ninfomanía. Un film que ha dado mucho de qué hablar en los festivales por los que ha pasado y del que no conviene quitar ojo.

Tampoco faltará Scorsese este año, que llega a finales de este mes con La invención de Hugo. Ésta es una película de aventuras familiar, lo cual es un género que se aleja bastante de lo que ha venido haciendo desde siempre el reconocido cineasta, más cercano sobre todo al cine negro. Aunque podamos sentirnos reacios al principio por este motivo, Scorsese nunca decepciona y la cinta ha obtenido muy buenas críticas y 11 nominaciones a los Oscars, incluyendo las categorías de “Mejor director”, “Mejor película” y “Mejor guión adaptado”; por lo que debe ser apuntada en la lista de imprescindibles este año.

Mi semana con Marylin será sin duda la delicia de todos los mitómanos seguidores de la diva. Esta película británica está basada en los libros de Colin Clark que cuentan el rodaje de la película El príncipe y la corista, en la cual participó la actriz junto con Laurence Olivier. Michelle Williams es la responsable de dar vida a Marylin, Kenneth Branagh al ya mencionado actor, marido de Vivien Leigh, y Emma Watson interpreta un papel secundario. A finales de este mes podremos disfrutar de ella.

Christopher Nolan, uno de los directores actuales con más prestigio y detractores a la vez que no deja indiferente a nadie también tiene algo preparado para deleitarnos este año. Los fans de éste y de la saga de Batman esperan con grandes expectativas El caballero oscuro: La leyenda renace, la última parte de la trilogía iniciada en 2005 y quizás la más sombría y tenebrosa. Está previsto su estreno en España en el mes de julio.

Por otra parte, los seguidores de El señor de los anillos ya han comenzado a prepararse. El hobbit es otro de los grandes estrenos a destacar este año y una de las películas más esperadas. El rodaje comenzó en 2010, dirigida al principio por Guillermo del Toro y pasando finalmente a manos de Peter Jackson. Tras sufrir innumerables imprevistos (retrasos de guión, una úlcera del director, incendios, explosiones…) por fin llega a la gran pantalla. En diciembre se estrenará Un viaje inesperado, la primera de las dos partes que componen la adaptación de la novela de J. R. R. Tolkien.

Quentin Tarantino estrena su octavo largometraje: Django Unchained. La cinta es llamada así por su protagonista: un esclavo negro liberado que trata de recuperar a su esposa. Su reparto está repleto de rostros conocidos: Jamie Foxx, Leonardo DiCaprio, Christoph Waltz, Kurt Russell, Sacha Baron Cohen, Joseph Gordon-Levitt… Los seguidores del director tendrán que esperar con paciencia hasta diciembre para poder verla.

Actualidad, Estrenos, Noticias de cine, Reportajes, , , , , , , , , , , , , , , , , , , , , , , , , , , ,
george_clooney_nosologeeks

George Clooney escribirá, dirigirá y protagonizará Monuments Men

Aún no se han concedido ni los Globos de Oro ni los Oscars, nominaciones que conoceremos el próximo 24 de enero, pero George Clooney ya está pensando en el que será su próximo proyecto como actor, director y guionista. Monuments Men será una historia ambientada en la Segunda Guerra Mundial, un terreno casi inexplorado por Clooney desde El Buen Alemán.

La proyección que está teniendo Los Idus de Marzo, la nueva película en la que George Clooney demuestra sus facetas delante y detrás de las cámaras ha provocado que el actor se lance de nuevo con otro proyecto. Esta vez, contará la historia de una serie de hombres expertos del gobierno norteamericano que localizan y recuperan las obras de arte robadas por los nazis.

Actualidad, Noticias de cine, , , , , , , ,